No olvido…

…los años de plomo, la oscuridad, las negras alas del nefasto Cóndor en ciernes sobre Latinoamérica.  

…a un pueblo perseguido, amenazado, asesinado por quienes tenían como deber defenderlo. 

…la represión, la tortura, la delación por el dolor, el “submarino”, la picana eléctrica.

…a nuestra Constitución Nacional con otro nombre. A su articulado tirado a la basura. A las Garantías constitucionales masticadas por las fauces del autoritarismo.

…la ESMA, Automotores Orletti, Club Atlético, El Banco, El Olimpo, El Vesubio, La Perla, Mansión Seré, Pozo de Banfield y los más de 600 centros clandestinos de detención, símbolo máximo de la ilegalidad supina del régimen macabro.

…los “vuelos de la muerte”, los cuerpos somnolientos en el vacío hacia la deriva del Río de la Plata.

…la ilusión truncada de una juventud que luchaba por una sociedad más justa e igualitaria.

…a los que, no satisfechos con vejar y asesinar a las madres desaparecidas, robaron a sus hijxs.

…el coraje de un Rodolfo Walsh enrostrando las calamidades cometidas durante el primer año de la Dictadura, siendo asesinado por ello.

…a los que lucraron con el sufrimiento de sus compatriotas.

…a los traidores a la patria asociados al imperialismo extranjero.

…los gritos de dolor ahogados por los goles del Mundial  ´78.

…a los medios que ocultaron y disfrazaron las atrocidades del régimen.

…la lucha de Madres y Abuelas, que aún continúa y continuará hasta que se haga justicia.

…la persecución a la clase obrera y su respuesta: la resistencia.

…la consigna “Malvinas sí, Dictadura no”.

…el sacrificio de los conscriptos muertos en una guerra absurda.

…a lxs 30.000

…a los que hoy en día añoran el regreso de la “mano dura”.

…a los que consideran “un curro” la defensa de los Derechos Humanos.

…el “por algo será” o el “algo habrán hecho”.

…a lxs miles de mujeres y hombres que aún no saben dónde colocar una flor en memoria de sus muertxs.

…a los negadores.

…a los que pretenden olvidar y hacer que olvidemos.

No olvido. Si lo hago, dejaré de existir.

Texto: Fabián Pagani. Es porteño e hincha del Rojo. Trabaja como profesor de Historia en la escuela secundaria. Estudia Licenciatura en Ciencia Política en la Universidad de San Martín. Músico de nacimiento y bien nacional y popular.

Ilustración: Héctor Ignacio Pérez. Ingeniero químico, laburante del INTI, docente universitario, artista plástico.

Un comentario sobre “No olvido…

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: