A la violencia institucional no volvemos nunca más

Eran las 11 de la mañana del sábado en la Plaza de Mayo y lxs lesbianas, gays, bisexuales, travestis, trans, intersex, no binaries y más nos preparábamos para celebrar la 28° Marcha del Orgullo en la ciudad de Buenos Aires. Nos montamos con diferentes estilos, manifestándonos también a través de la vestimenta, algunxs a puro glitter y ropa colorida, otrxs eligieron llevar prendas de BDSM y también estuvieron quienes eligieron no vestirse.

Desde el escenario, se leyeron las principales consignas de este año para dar comienzo a la jornada de sol y festejo que duró hasta la noche. Las camionas se ordenaron de a poco alrededor de la plaza, extendiéndose hasta Av. Roca. 

20191102_MARCHAORGULLO2019-3780

Una vez más, lxs desviadxs estuvimos ahí para politizar la fiesta y enumerar una incansable lista de reclamos, y a una semana de las elecciones presidenciales en las que dijimos “Macri ya fue”, insistimos con que no nos da lo mismo: nuestras vidas no se negocian ni precarizan. Porque no queremos más crímenes de odio; porque no vamos a seguir tolerando el genocidio trans travesti; porque queremos una nueva Ley de VIH; porque el ajuste en salud produce faltante de medicamentos y hormonas; por la aplicación efectiva de la Ley de Educación Sexual Integral con perspectiva de género, diversidad y no binaria, dentro y fuera de las aulas; por el respeto por la diversidad de cuerpxs; por la aprobación de la Ley de Aborto legal, seguro y gratuito; y por la reforma de la Ley de Trata que criminaliza el trabajo sexual.

Bailamos orgullosxs sabiendo que estamos dejando atrás un modelo neoliberal, para mostrar que nuestras demandas no son secundarias y necesitan de un Estado presente, con políticas públicas y presupuesto destinado a achicar las desigualdades que atravesamos. Más aún sabiendo que en economías donde los índices de pobreza son lamentables, las mujeres y disidencias sufrimos un recrudecimiento mayor propio de una sociedad machista y patriarcal en que vivimos.

20191102_MARCHAORGULLO2019-3623.jpg

Como si no faltaran motivos de celebración, el mismo 2 de noviembre, apareció en las redes una publicación del presidente electo, Alberto Fernández, mostrando un compromiso claro de “construir una Argentina con más derechos para todos, todas y todes”. Si bien es esperanzador que se posicione de esta manera, no nos toma por sorpresa. Lo hizo también en otras oportunidades, denunciando el juicio lesboodiante a Marian Gómez, así como recordando el cumplimiento de 9 años desde la sanción de la Ley de Matrimonio igualitario. Esto da cuenta de que el proyecto del Frente de Todxs que fue elegido el 27 de octubre en las urnas, nos contiene y representa. Por esto, en la marcha gritamos “Alberto presidenta”. 

Ahora nos toca soñar con un futuro mejor, convencidxs de estar construyendo un país en el que reine el amor y la igualdad.

 

Texto: Estefanía Papasidero. Lesbiana, feminista y militante de Mala junta – Nueva mayoría.

Fotos: Leandro Crovetto. Nació en 1984 en el partido de San Martín y creció en Villa Bosch, partido de Tres de Febrero. Es Diseñador de Imagen y Sonido de la Universidad de Buenos Aires. Fotógrafo, editor y realizador audiovisual. Actualmente se encuentra estudiando Fotoperiodismo II en ARGRA Escuela y trabajando en su primer libro fotográfico “YVY, PACHA, ALWA, TIERRA. Territorio comunitario y el avance de los barrios privados”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: